a hernán
a libros a audios a fotos a videos a agenda a links
a poemas canciones y pinturas
a sincomando
a analía gaveglio a jimena peruyera a noemí firma paz

"19"

edición del autor. 98 págs. diciembre 1994.

incluye ilustraciones de maría eugenia gonzález, darío musto y hernán. todos los poemas de hernán excepto "en mi ventana" coescrito con ramón orihuela y "campos de inconsciencia" escrito por ariel minimal .

 

pero es de la casa que me interesa hablar

no tengo las manos vacías
están llenas pero no sé que es
unas piedritas amarillas y cosas así

cada vez que vas
y te perdés caminando entre la gente
saco un manojo de boletos
algunas horas de puñados
cospeles teléfonos
cigarrillos

tengo las manos llenas de dedos
y uñas
y todas esas cosas
que pueden apretarse en un puño:
líneas de monedas
vasos y encendedores
biromes que tejen
marcas en la palma de la borra .

16 de agosto 1994

 

* * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * *

 

etiquetas de campari sepias

etiquetas de campari sepias
edicto de policía (ebriedad y otra intoxicaciones)
fórmica roja de mostrador ajado

sifones de metal café express.
ajíes quietud pancho a un peso veinte
bay biscuits
vino toro .

septiembre 1993

 

* * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * *

 

filo

la pira que gira en el sol que doy
arranco mis voces
de tu foto en cobre
por para acá y allá
todo salto
y toda luz
como si fuera
y si pudiera
cortar el filo
por lo más delgado.

san telmo 1993

 

* * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * *

 

monedas de hombre

las tripas arden.
tinelli logra que el gobernador
vuelva a cantar
y que una chica
de nueva zelanda
se trague por el culo
una botella de pepsi
de 2 litros.
hasta desaparecer.

palermo azul contra los galpones.
neones morados y verdes.
todas las cosas que duelen.
renuncio a entender
que pasa afuera.
no tengo otra mejilla
manejo monedas de hombre .

6 de noviembre 1994

 

* * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * *

 

a mitad de camino

a mitad de camino entre córdoba
y villa independencia hay una mesa
en el medio de un terreno inundado de pastizales
hay una mesa

en el centro de la fórmica blanca
y gris de la mesa hay un teléfono
que suena
y nadie atiende

los que viven en el barrio
saben que la persona por la cual preguntan no vive ahí
ya se lo explicaron al tipo que está
del otro lado de la línea
pero nada

lo primero que le preguntan
al que llega es el nombre
a esta altura ya se convirtió
en una costumbre

el recién llegado tiene miedo de preguntar
que hace ese teléfono
en el terreno vacío
sonando

y miedo de preguntar
si preguntan por él .

26-09-1994 (incluido en "trenes hacia afuera"/2001)